Plan General de Ordenación Urbanística de Porcuna
  ¿Qué nos dirá la CIVTUA?
 

El equipo de gobierno del PP, y el equipo redactor del PGOU de Porcuna, adolece de un desconocimiento “general” de la legislación vigente en Andalucía en materia de Ordenación del Territorio y Urbanismo. Tanto es así, que en la actualidad, desde la entrada en vigor de la Ley de Ordenación Urbanística de Andalucía (2003) y el Plan de Ordenación del Territorio de Andalucía –POTA-  (2006).

Las propuestas urbanísticas del PP, heredadas en parte del PSOE y consensuadas con ellos en muchos casos, en líneas generales, va a obtener un informe desfavorable del “tribunal discrecional”, pero “legal”, de la Comisión Interdepartamental de Valoración Territorial y Urbanística de Andalucía, con sede en Sevilla; al margen de otros informes desfavorables que pueden venir desde Medio Ambiente o Cultura.

Y es que el PGOU de Porcuna, en la mayoría de los aspectos, roza el disparate en cuanto al modelo de ordenación territorial para las ciudades medias y rurales según el POTA; que no es otro que el estipulado en su art. 45.4.a), es decir,  la dimensión del crecimiento propuesto, en función de parámetros objetivos (demográfico, del parque de viviendas, de los usos productivos y de la ocupación de nuevos suelos por la urbanización), y su relación con la tendencia seguida para dichos parámetros en los últimos diez años, debiendo justificarse adecuadamente una alteración sustancial de los mismos. Con carácter general no se admitirán los crecimientos que supongan incrementos de suelo urbanizable superiores al 40% del suelo urbano existente ni los crecimientos que supongan incrementos de población superiores al 30% en ocho años”.

El Plan prevé un aumento aproximado del 37,81 % de suelo apto para urbanizar, cuando la dinámica demográfica actual es de un crecimiento de menos - 2,79 %. Según la propia Memoria General del Plan, (que se contradice en distintos apartados) para el 2030, nuestra población será de 6.040 habitantes. ¿Por qué estima entonces el Plan la construcción de cerca de 2.000 viviendas más?. ¿Para quién, cuando tenemos un crecimiento demográfico negativo y un casco urbano capaza de albergar a cerca de 14.000 personas?.

Observamos, pues, despropósitos manifiestos en el PGOU, ya que la creación de nuevo suelo urbano genera “magníficos” beneficios tanto a particulares como al propio Ayuntamiento, que con las plusvalías generadas (a costa de todos hay que decir) pagaría la deuda del Ilmo. y empezaría “alguno de sus proyectos megalómanos” tipo “Plaza de Toros”.

Pero como decimos, se olvidan los trámites administrativos y el informe vinculante de la Comisión Interdepartamental de Valoración Territorial y Urbanística de Andalucía.

Del Plan aprobado por el PP y el PSOE, con crecimientos urbanísticos superiores al 30%, según el POTA, en relación a una población en peligroso receso demográfico, nos dirán cosas como estas:

-          El abastecimiento y suministro energético con garantías de los nuevos crecimientos previstos (incluidos los despropósitos de Alharilla) no están suficientemente justificados.

-          En los planos de ordenación de Porcuna y Alharilla no se observa una distribución equilibrada (según el modelo de ciudad-POTA) de los sistemas generales de espacios libres. El PGOU de Porcuna los coloca en lugares marginales, de borde, o de Plaza de Toros.

-          No se justifica la ordenación de los Suelos Urbanos No Consolidados (caso de Cabramocha, Carrajaén, Zaire, …otros), al no estar acreditada la existencia de las adecuadas infraestructuras necesarias (art. 45 LOUA) y no haber sido transformadas según el art. 45.1 c) de la LOUA. Además, por negligencia propia e irresponsabilidad política, nos realizarán la siguiente observación: ¿Cómo es posible generar 24 unidades de ejecución en Suelos Urbanos No Consolidados, por su carencia de infraestructuras y situación respecto a la malla urbana, cuando ha sido el propio PP el que ha impugnado licencias urbanísticas en Cabramocha, por ejemplo?. Este argumento tan simple, ha sido suficiente para informar desfavorablemente varios planes que conocemos.

-          Otras que iremos desarrollando ….

 

En suma, es un Plan condenado a ser informado DESFAVORABLEMENTE.

 
  Hoy habia 1 visitantes (9 clics a subpáginas) ¡Aqui en esta página!  
 
=> ¿Desea una página web gratis? Pues, haz clic aquí! <=